08700adf-8b65-4bb1-bb19-35eebf36c1a1

¡En Defensa de la Escuela Nacional de Antropología e Historia! |Declaración de la CSR

La Escuela Nacional de Antropología e Historia, se crea en 1946 ante la necesidad de la enseñanza formal de las ciencias antropológicas. A lo largo de su desarrollo la ENAH ha sido la institución educativa superior de mayor tradición y reconocimiento a nivel latinoamericano en la enseñanza de la antropología.

No obstante, en las últimas administraciones federales Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH), se ha visto afectado por una serie de recortes presupuestales, lo cual ha afectado a ENAH, pues el presupuesto de esta última depende  totalmente del INAH.

Lo anterior se vuelve más grave al mencionar que desde hace décadas las autoridades del INAH han vulnerado sistemáticamente los derechos humanos y laborales de un gran sector de trabajadores, y han abandonado de forma económica y administrativa a la ENAH, lo cual se ve reflejado en un alarmante  deterioro de sus instalaciones, el inicio de un proceso de precarización e inestabilidad laboral,  y en un recorte al presupuesto destinado para la contratación de profesores y trabajadores.

En el caso de los profesores de asignatura, esto se  manifiesta en el nulo reconocimiento de sus derechos laborales,  a pesar de haber trabajado continuamente, en algunos casos hasta por treinta años. No es justificable la contratación semestral cuando la materia de trabajo existe de forma permanente, además solo se reconoce el tiempo de trabajo frente a grupo y no el tiempo de preparación e investigación invertidas. Además, de lo anterior los profesores de asignatura de la ENAH  sobreviven  con los  salarios más bajos en lo que compete a las escuelas  de educación superior del país.

Hoy la ENAH enfrenta  una nueva embestida presupuestal, y una de sus consecuencias  fue la cancelación de 36 materias optativas y una obligatoria, asignaturas que son las que generalmente imparten los profesores de asignatura, quienes cubren con sus cursos cerca del 80% de la planta docente de cada semestre. La contratación  de académicos «temporales», afecta  de manera significativa el proceso de formación académica de los estudiantes, ya que es imposible construir proyectos antropológicos  de investigación cuando la mayoría de la planta docente se enfrenta a la precarización y la irregularidad laboral.

Aunado a todo lo anterior, es oportuno mencionar que los problemas que enfrenta la ENAH no son recientes, pues tienen su raíz cuando menos hace tres décadas, enmarcandose como uno más de los estragos que el neoliberalismo ha ocasionado en las instituciones de educación pública.

En este sentido, estudiantes, profesores y trabajadores han denunciado desde hace varios años, el abandono presupuestal, la antidemocracia, y la necesidad de reconstituir  integralmente el proyecto institucional de la ENAH, quizá el momento más álgido de este movimiento llegó en Septiembre del 2018, cuando la escuela fue tomada durante 30 días por los estudiantes, quienes apoyados por los demás sectores, lograron construir un pliego petitorio a través del cual las autoridades de la ENAH y el INAH  se vieron obligadas a firmar una serie de acuerdos y compromisos que buscaban solucionar de fondo las demandas y necesidades de la comunidad.

En los hechos, muchos de esos compromisos se quedaron en el tintero, y lejos de solucionarse los problemas, la crisis económica ocasionada por la pandemia vino a agravar la situación. El recorte  del 75% del presupuesto al INAH, ocasiona que la ENAH quede al borde del abismo, Si su situación ya era crítica, ahora es agonizante.

La  comunidad  de la ENAH se ha caracterizado a lo largo de sus ochenta años de historia por su solidaridad,  pensamiento crítico y compromiso social. Así fue en el 2001, cuando en el marco de la marcha del color de la tierra, la Comandancia General del EZLN eligió dicha escuela como cuartel general. Lo mismo en el 2006 y 2013 y 2014, cuando su comunidad se volcó a las calles expresando en la acción su solidaridad y apoyo a Atenco, la CNTE y Ayoztinapa. Solo por mencionar los casos más recientes.

Por todo lo anterior, la Coordinadora Socialista Revolucionaria  se pronuncia en contra del recorte presupuestal a la ENAH, y exige dar marcha atrás a la cancelación de materias,  ya que con ello se recorta la planta docente, y de facto, deja en el desempleo a decenas de académicos y en el desamparo educativo a  centenas de estudiantes.

La CSR se suma a la exigencia de los profesores de asignatura y trabajadores eventuales de dicha institución, quienes durante años han luchado por su  regularización laboral, y su basificación inmediata, pues como establece la ley, esto es un derecho para todo aquel que  tenga más de un año de antigüedad laboral.

Así mismo, respaldamos contundentemente a los estudiantes, profesores y trabajadores en su demanda por mayor presupuesto, en la lucha por la democratización de su escuela y en la exigencia a las autoridades de la ENAH y del INAH para que cumplan sus compromisos y gestionen ante las instancias federales competentes,  lo necesario para que dicha institución pueda seguir cumpliendo con sus labores sustantivas.

¡No están solxs compañerxs, su lucha es nuestra!

Coordinadora Socialista Revolucionaria